EsSalud salva vida de profesora y dos escolares con exitosos trasplantes

LDLG. Un equipo multidisciplinario de especialistas altamente capacitados del hospital Edgardo Rebagliati de EsSalud realizó con éxito tres trasplantes que permitieron salvar la vida de una profesora y dos niños en edad escolar, que padecían graves enfermedades que ponían en riesgo su salud, informó la institución.

La primera intervención se le practicó, el pasado 24 de agosto, a Karen Paredes Meder de 49 años, quien recibió el hígado y un riñón donados por un joven de 22 años fallecido en Huancayo, operación que se prolongó por más de doce horas.

La asegurada, quien es catedrática de la Universidad de la Amazonía Peruana y madre de dos hijos, fue diagnosticada de hepatocarcinoma (cáncer de hígado) y también padecía de una enfermedad renal crónica, detectada en el 2018, patologías que deterioraron su salud, por lo que el trasplante era la única alternativa para seguir viviendo.

Estefanía Liza, jefa de la Unidad de Trasplante Hepático Adulto del hospital Rebagliati, informó que la evolución de la paciente es favorable y con excelente función de los órganos trasplantados, por lo que está en condiciones de ser dada de alta.

“Ambos órganos (trasplantados) funcionan adecuadamente, lo que permite un adecuado desarrollo psicomotriz y que ahora la paciente tenga una mejor calidad de vida. Pronto será dada de alta y podrá reincorporarse a sus labores diarias como docente universitaria”, resaltó.

Por su parte, Paredes Meder agradeció al equipo de trasplante del hospital Rebagliati por haberle salvado la vida.

“No conozco a mi donante, pero sé que es un ángel, tiene un corazón muy grande”, dijo muy emocionada la paciente.

Trasplantes renales

En tanto, los niños de iniciales T. C. A. (11) y L.D.V. (13) fueron beneficiados con trasplantes renales, gracias al gesto solidario de los familiares de un adolescente que falleció en Tarapoto y que decidieron ceder los dos riñones de su ser querido.

Ambos pacientes, escolares, padecían de enfermedad renal crónica. En el caso de L.D.V. eran necesarias las terapias de diálisis peritoneal, mientras que T.C.A.  recibía tratamientos paliativos. Los menores fueron operados el 6 de setiembre en el hospital Rebagliati.

“La evolución quirúrgica y clínica de los pacientes pediátricos es favorable. Ambos órganos se han adaptado a los ‘nuevos’ cuerpos y no presentan complicaciones tras las complejas cirugías”, indicó Martín Gómez Luján, jefe de Servicio de Nefrología Clínica del referido nosocomio.

LO DICE LA GENTE / Internet Medios